Lunes, 22 de febrero de 2010
Publicado por expedienteirun @ 14:03
Comentarios (0)  | Enviar

Hoy, 22 de febrero, comienzan por fin las obras de iluminación del acceso a las instalaciones deportivas de Plaiaundi. Actualmente, los jóvenes que querían acceder al recinto deportivo se encontraban con una parking y un camino de acceso totalmente a oscuras, lo que unido al clima de inseguridad que últimamente reina en la ciudad, generaba  miedo e intranquilidad entre los usuarios/as.

 Estas instalaciones, utilizadas actualmente por los  equipos de rugby y atletismo, llevan más de 10 años prácticamente abandonadas por el ayuntamiento de Irun. ¿La razón? No se va a invertir un euro en unas infraestructuras para deportes minoritarios cuyo traslado es inminente (aunque su ubicación lleva más de 12 años dando vueltas).

En palabras de Belén Sierra, Presidenta del Patronato de Deportes; “La ubicación (en Zubieta) ya es definitiva, pero en este momento, tenemos otro problema, que es la actual coyuntura económica. Durante muchos años, hemos ido colocando propuestas sobre la mesa de la consejería y todas han sido rechazadas. Ahora, por fin, hemos encontrado la ubicación definitiva, pero habrá que tener un poco de paciencia porque el traslado se abordará cuando se pueda. Mientras dure esta provisionalidad, a los usuarios de las instalaciones deportivas hay que darles unas condiciones mínimas para que desarrollen su actividad”. Teniendo en cuenta que durante los últimos años no se invertido nada porque no merecía la pena económicamente ya que iban a desaparecer, da que pensar que si han decidido hacer algunos arreglos es porque realmente saben que la cosa va para muy muy muy largo.

 

Estas obras de acondicionamiento de las instalaciones comenzaron hace unos meses, a pesar de las protestas de algunos ecologistas. En primer lugar, después de tantos años llena de baches y socavones,  se reparó la pista de atletismo. Hace un par de meses un operario del ayuntamiento, que iba a proceder a la instalación de las lámparas, fue expulsado de la zona por los ecologistas, que además cambiaron el candado de la puerta de acceso al parque para que ningún otro equipo de trabajo pudiera acceder con su furgoneta y herramientas a realizar más reparaciones.

 

Instalaciones deportivas de PlaiaundiPor lo visto el ayuntamiento no tiene autoridad suficiente para tomar una decisión que afecta a la seguridad ciudadana y ha necesitado dos meses para reunirse con los ecologistas, y convencerles de que la iluminación de esta zona es necesaria. Es curioso que haya que pedir permiso a unos señores que regentan un “intento de parquecillo natural” encajonado entre una playa de vías para maniobras ferroviarias que le duplica en superficie, un aeropuerto y la circunvalación de la ciudad. Seguramente esos pocos puntos de luz necesarios son mucho más molestos para los pájaros que el ruido de los aviones y trenes, el humo de los coches o las torretas de iluminación de RENFE que iluminan medio parque.

 

Aunque también puede que haya una total falta de interés por el tema. Las instalaciones de Plaiaundi son uno de los puntos negros del ayuntamiento, de hecho como se puede ver en la imagen, a día de hoy ni tan siquiera aparecen en el callejero municipal. Los ecologistas no las quieren allí por que parten por la mitad el parque, los deportistas necesitan unas instalaciones con unas condiciones que Plaiaundi no puede ofrecerles, y Santano y sus asociados necesitan poder prometer (una vez más) que reubicarán la zona deportiva y así intentar ganarse el voto de ecologistas, rugbilaris y atletas.

 

Como ha dicho la Presidenta del Patronato de Deportes; “habrá que tener un poco (más) de paciencia”.


Tags: Irun, Plaiaundi, ecologistas, rugby, atletismo, promesas, Santano

Comentarios